Click here for English.

Como compartimos anteriormente en nuestros canales de redes sociales, en la tarde del viernes 12 de julio, agentes de Inmigración y Control de Aduanas (ICE) arrestaron al menos a seis residentes Latinx en Jackson, Tennessee, con la asistencia de la Oficina del Sheriff del Condado de Madison (MCSO).

Hemos estado en Jackson desde el sábado por la mañana, respondiendo a los informes de los arrestos y reuniendo información sobre los afectados y cómo se llevaron a cabo los arrestos. 

Los informes iniciales indican que los arrestados fueron detenidos en sus vehículos por la oficina del alguacil cerca de un vecindario de la comunidad Latinx predominantemente, y luego entregados a agentes federales de inmigración en espera. 

Continuamos investigando los informes preocupantes y compartiremos más información sobre los detenidos y las circunstancias de su arresto en los próximos días.

Estamos trabajando con nuestros colaboradores  locales y nacionales para montar una defensa sólida. Hemos estado trabajando para educar a los miembros de la comunidad en el área sobre cómo ejercer sus derechos si ICE o las autoridades locales los abordan.

Si tiene alguna información sobre cualquiera de los arrestos en Jackson, Tennessee, llame al 615-414-1030.

No tenemos información sobre ninguna actividad adicional de ICE planeada para Tennessee y no hemos recibido informes sobre actividad de ICE en ninguna otra parte de Tennessee este fin de semana. No sabemos qué hará ICE, pero sí conocemos nuestro poder. Impulsamos a todas las comunidades de Tennessee a dedicar tiempo para aprender sobre sus derechos y compartir esta información con sus amigos y familiares.

La operación en Jackson tuvo lugar mientras el país se preparaba para las operaciones masivas de ICE en ciudades de todo el país ordenadas por el presidente Trump programadas para comenzar el domingo por la mañana. Ninguna ciudad de Tennessee había estado en la lista de ciudades reportadas como objetivo de estas redadas planeadas.

Aparte de estas redadas planeadas, los arrestos en Jackson son un ejemplo de operaciones continuas y menos pública que se basa en la colaboración insidiosa entre las agencias locales y ICE para atemorizar a las comunidades inmigrantes y separar a nuestras familias.

Mientras las comunidades inmigrantes aquí y en todo el país se preparaban para las operaciones masivas, los agentes de ICE y sus colaboradores locales en Jackson aparentemente vieron la oportunidad de aprovechar la ola nacional de terror que ICE ha creado en ciudades de todo el país al atacar a las personas en sus vidas diarias.

La decisión de las autoridades locales de ayudar a ICE a llevar a cabo estas detenciones durante este fin de semana de temores intensos fue irresponsable e imprudente. Estos arrestos erosionarán aún más la confianza en las instituciones locales y tendrán un daño duradero en la salud y seguridad de toda la comunidad.

Mientras que los funcionarios electos y la policía en otras partes del país trabajan para proteger a sus residentes de las devastadoras redadas de ICE, la Oficina del Sheriff del Condado de Madison parecen haber sido participantes activos.

Continuaremos organizándonos para proteger a nuestras comunidades y evitar que las autoridades locales ayuden a deportar a nuestras familias. Las acciones combinadas de nuestros gobiernos locales y federales para separar a las familias y aterrorizar a las comunidades son una afrenta a nuestros valores.

67174949_10156740373944069_7055969829479514112_n.jpg